Se requieren más estudios diagnósticos sobre efectos de los plásticos en el mar

- No se trata sólo de que son consumidos por peces y aves, sino revisar los efectos de su degradación a nivel celular.

URL corta:
Se requieren más estudios diagnósticos  sobre efectos de los plásticos en el mar
Los desechos en playas y océanos son ingeridos usualmente por animales marinos o aves porque se parecen a sus presas causándoles intoxicación, heridas internas, entre otros daños, destacó la experta Dra. Adriana Vallarino Moncada, investigadora del Cinvestav-Mérida
2019-04-22
4554-necesarios-estudios-diagnosticos-sobre-efectos-del-uso-de-plasticos-dra-adriana-vallarino-universidad-de-quintana-roo-uqroo-2019-1.jpg4554-necesarios-estudios-diagnosticos-sobre-efectos-del-uso-de-plasticos-dra-adriana-vallarino-universidad-de-quintana-roo-uqroo-2019-2.jpg4554-necesarios-estudios-diagnosticos-sobre-efectos-del-uso-de-plasticos-dra-adriana-vallarino-universidad-de-quintana-roo-uqroo-2019-3.jpg4554-necesarios-estudios-diagnosticos-sobre-efectos-del-uso-de-plasticos-dra-adriana-vallarino-universidad-de-quintana-roo-uqroo-2019-4.jpg4554-necesarios-estudios-diagnosticos-sobre-efectos-del-uso-de-plasticos-dra-adriana-vallarino-universidad-de-quintana-roo-uqroo-2019-5.jpg

La Dra. Adriana Vallarino Moncada, investigadora del Cinvestav-Mérida aseveró que hacen falta estudios de diagnóstico para saber el daño que causan los plásticos a nivel celular en los organismos, pues hasta el momento todo se ha centrado más en el daño evidente que causa su presencia en los ecosistemas por su ingesta, esto al dictar la conferencia “Océanos de plástico, ¿Una realidad?”, en el auditorio universitario de la Unidad Académica Cozumel de la Universidad de Quintana Roo.

Destacó, en la primera parte de su conferencia, que la producción actual de desechos plásticos en el mundo no tiene precedente. Éstos representan entre el 50 y el 80 por ciento de los desechos en playas y océanos, los cuales son ingeridos usualmente por animales marinos o aves porque se parecen a sus presas causándoles intoxicación, heridas internas, entre otros daños.

Estos polímeros tan presentes en todos los sitios que uno esté, pueden absorber y liberar substancias químicas como aditivos, metales pesados, plaguicidas, sin que hasta el momento se tengan datos fidedignos de su impacto en ecosistemas y en poblaciones completas, incluido el ser humano.

En este sentido, destacó que se ha hablado de los problemas de su ingesta, desde bolsas confundidas por tortugas con medusas, o el caso reciente de la ballena muerta con 40 kilogramos de bolsas de plástico en su estómago, o la problemática de los microplásticos y su daño a aves marítimas; sin embargo, a nivel celular, las sustancias que despiden los plásticos en su lenta degradación, se cuelan en los ecosistemas, y son detectados a nivel celular, creando confusión celular y cambios en los organismos vivos, entre ellos posibles mutaciones.

Señaló que no existen estudios de diagnóstico de este tipo que permitan ver ya qué tanto afectan a todos los ecosistemas, a todos los organismos; por lo que, aprovechando la presencia de alumnos de bachilleratos de la isla, los conminó a ver que estas son grandes áreas de oportunidad para futuros biomédicos, biólogos, manejadores de recursos naturales.

La conferencia fue organizada por la Universidad de Quintana Roo, a través del Laboratorio de Observación e Investigación Espacial de la División de Desarrollo Sustentable, del CETMar 33 de Cozumel,  y del propio Cinvestav-Mérida.

SALA DE PRENSA